CONSEJOS DE SALUD

Accidente Cerebro Vascular

Por Dr. Juan José Martin Servicio de Neurología

Constituye la tercera causa de muerte, la segunda causa de demencia y la primera causa de incapacidad en los adultos.

Accidente Cerebro Vascular es la interrupción brusca de sangre en cualquier parte del cerebro. Esto se produce cuando una arteria se obstruye o se rompe. Es un problema frecuente ya que constituye la tercera causa de muerte, la segunda causa de demencia y la primera causa de incapacidad en los adultos. Constituye un costo muy elevado para el sistema de salud y además un impacto económico considerable en quien lo padece y su familia. Esto esta motivado por gastos “extras” en medicación y rehabilitación así como también en muchos casos ante la imposibilidad de continuar la ectividad laboral previa al problema. Afecta a 2 de cada 1000 personas por año en Argentina


¿Cómo se produce?

La interrupción de la irrigación del cerebro puede producirse a través de un coágulo que proviene del corazón o una arteria (ej: carótida), determinando lo que se llama una embolia. 
Otra forma, quizás la más frecuente, es la obstrucción de una arteria por una placa de colesterol y la formación sobre esta de un coágulo, que se denomina trombo. Otras causas menos frecuentes son las alteraciones de la coagulación de un individuo con tendencia a formar coágulos o hemorragias. La otra causa la constituyen las hemorragias que se producen por un debilitamiento de la pared de una arteria y la rotura de la misma, con la correspondiente extravasación de sangre.
La interrupción de la irrigación normal del cerebro produce que un grupo de neuronas sufran la privación de oxígeno, lo que determina la muerte de esas neuronas. Existe una zona de neuronas en torno a las que se mueren, que sufren la falta de oxígeno en forma parcial y son potencialmente recuperables (esto se llama la zona de penumbra). Es sobre este grupo de neuronas recuperables hacia donde están apuntadas las estrategias para actuar médicamente, favoreciendo la recuperación y pudiendo disminuir el número de neuronas muertas frente a un ataque cerebrovascular.
Los síntomas que provoca, están en relación a la zona afectada y se caracterizan por su inicio brusco. Debe considerarse que los síntomas, en ocasiones, pueden durar pocos minutos (accidente transitorio), en cuyo caso es imprescindible la consulta inmediata. 
 




» Otros Consejos de Salud