El cáncer de cabeza y cuello son unas de las neoplasias más frecuentes. El diagnóstico temprano permite indicar el tratamiento más adecuado, mejorando el pronóstico y la expectativa de vida del paciente.

En los últimos años, el diagnóstico de cáncer de cabeza y cuello ocupó el sexto lugar a nivel mundial en relación a todos los cánceres que afectan al cuerpo humano. Debido a su incidencia el 27 de julio se declaró como el Día Mundial del Cáncer de Cabeza y Cuello, con el fin de promocionar la prevención y el diagnóstico precoz de dicha patología. El término es utilizado para definir las neoplasias en el tracto aerodigestivo superior, pudiendo afectar la cavidad oral, faringe, laringe, glándulas salivales y tiroides.

Según investigaciones, esta patología afecta con mayor frecuencia a la cavidad oral (lengua, piso de la boca, paladar y labios) y la laringe (órgano encargado de la respiración y fonación).

Aunque es una patología que puede afectar tanto a hombre como a mujeres, su incidencia se da con mayor frecuencia en hombres mayores de 60 de años. Asimismo, aquellas personas que consumen tabaco y alcohol, en exceso y a lo largo del tiempo, aumentan la probabilidad de padecer este tipo de cáncer. No obstante, se ha identificado el rol del HPV (virus papiloma humano) en el desarrollo de la patología oncológica en pacientes jóvenes no tabaquistas. Esto quiere decir que se ha transmitido sexualmente, con un periodo de latencia de entre 10 a 30 años post contagio.

Los síntomas en el caso de tumores en la cavidad oral y/o la orofaringe son variados y pueden incluir:

  • Aparición de lesiones ulceradas que no cicatrizan, las cuales pueden estar acompañadas o no de dolor y sangrado
  • Adenopatías en el cuello
  • Dolor de oído
  • Alteración de la voz
  • Trastornos deglutorios

El diagnóstico de dicha patología incluye la evaluación por un médico especialista en Cirugía de Cabeza y Cuello quien le indicará al paciente la realización de una serie de estudios. Incluyendo un examen físico y la fibrolaringoscopia. Además, el profesional puede solicitar estudios por imágenes (ecografía, tomografía, resonancia magnética o PET) y la toma de biopsia para confirmar el diagnóstico histopatológico (examen microscópico de tejido).

Una vez confirmado el diagnóstico, el tratamiento dependerá del estadio y localización de la enfermedad. Existen varias alternativas terapéuticas para tratarla: cirugía resectiva, radioterapia y/o quimioterapia postquirúrgica o sólo tratamiento con radio quimioterapia. Por lo tanto, el abordaje de dicha patología y la decisión del mejor tratamiento debe ser tomada por un equipo multidisciplinario, conformado por profesionales de diferentes especialidades. Esto permitirá ofrecerle al paciente la mejor opción de tratamiento, basado en sus necesidades.

Tratamientos para el cáncer de cabeza y cuello

Cirugía resectiva, radioterapia y/o quimioterapia son algunas de las terapias que pueden tratar la enfermedad. En cuanto al tratamiento quirúrgico, el objetivo es la resección completa del tumor y la reconstrucción del sitio, reparando el defecto estético y funcional producido por la intervención. Esta reconstrucción cobra un rol especial ya que el área involucrada es la región del rostro y el cuello. Los procedimientos reconstructivos pueden ir desde el cierre simple, utilizando colgajos locales, hasta incluso intervenciones de mayor envergadura, utilizando tejidos de sitios distantes (antebrazo, pierna, región de la espalda, etc.).

Resulta de gran importancia tomar conciencia sobre la existencia de esta patología. La educación, tanto en la prevención con un estilo de vida saludable como en la consulta médica frente a manifestaciones clínicas, ayuda a diagnosticar esta patología en estadíos tempranos. Cabe destacar que el abordaje precoz aumenta las posibilidades de llevar a cabo el tratamiento con fines curativos, mejorando el pronóstico y la expectativa de vida del paciente.

Servicio de cirugía de cabeza y cuello de Sanatorio Allende.


Información Útil

Cirugía de Cabeza y Cuello

Nueva Córdoba / Cerro


Edificio Nueva Córdoba

Obispo Oro 42 - Córdoba - X5000JHGQ Independencia 757 - Córdoba - X5000JHGQ

5º Piso

Mapa
Edificio Cerro

Pedro Simón Laplace 5749, Esq Blas Pascal - Villa Belgrano- Córdoba

1º Piso

Mapa

Notas Relacionadas

Cuando una parte de nuestro cuerpo rescata a otra

julio 15, 2019

Cuando abrir la boca ayuda a prevenir enfermedades

julio 15, 2019