La técnica de hemodiafiltración continua es un procedimiento terapéutico que permite mejorar y sostener las funciones de los órganos que se encuentran comprometidos en pacientes críticos. Cuáles son sus ventajas respecto a la diálisis intermitente.


Aquellos pacientes internados en cuidados intensivos que padecen patologías tales como sepsis, hipotensión, insuficiencia cardíaca, renal o hepática, generalmente presentan con frecuencia fallos de múltiples órganos. Por este motivo, el médico tratante debe elegir la mejor estrategia de tratamiento para sustituir o reemplazar la falla de dicho órgano.

La técnica de hemodiafiltración continua se presenta como una terapia apropiada y conveniente para tratar a estos pacientes que requieren equilibrar el manejo de líquidos y sustancias de desecho del organismo. Su principal ventaja es que, al tratarse de un proceso continuo y lento, permite no desestabilizar al paciente que se encuentra críticamente enfermo.

Con la llegada de esta nueva tecnología es posible realizar terapias de reemplazo continuo que permiten sustituir la función del órgano afectado durante 24 hs por varios días. Al hacerlo de forma constante, lenta y programada la tolerancia es mejor y aumenta la expectativa de vida.

En casos de insuficiencia renal, hasta el momento, la técnica más utilizada es la diálisis intermitente. Esta terapia está destinada a aquellas personas con patologías renales crónicas que se encuentran estables, pudiendo realizar sus actividades cotidianas con normalidad. Sin embargo, este mismo método aplicado a pacientes en estado crítico no siempre es el adecuado, debido a la inestabilidad y vulnerabilidad que presentan. En estos casos, la hemodiafiltración continua es una alternativa superadora en la recuperación de estos pacientes.

Las terapias de reemplazo continuo permiten sustituir la función del órgano afectado. / Sanatorio Allende

En qué consiste

Durante este procedimiento, a través de catéteres, la sangre atraviesa el circuito impulsada por una bomba y pasa por un filtro que cumple la función de un riñón artificial al permitir la purificación de la sangre, eliminando sustancias tóxicas generadas por el organismo.

La frecuencia y cantidad de horas de la terapia dependerá de la evolución clínica del paciente y del órgano afectado.

La incorporación de nueva tecnología en nuestro Sanatorio nos posiciona como uno de los centros de salud pioneros en realizar este procedimiento en Córdoba.

Nuestros servicios de Nefrología junto a Medicina Crítica (Cuidados Intensivos) llevan adelante este procedimiento junto con el apoyo de las Unidades de Terapia Intensiva y de Cuidados Intensivos, y Enfermería en ambas sedes.


Información Útil

Medicina Crítica (Cuidados Intensivos)

Cerro / Nueva Córdoba


Edificio Cerro

Pedro Simón Laplace 5749, Esq Blas Pascal - Villa Belgrano- Córdoba

1°piso

Mapa
Edificio Nueva Córdoba

Obispo Oro 42 - Córdoba - X5000JHGQ Independencia 757 - Córdoba - X5000JHGQ

2°piso

Mapa

Notas Relacionadas

Politraumatismos: una epidemia desatendida

junio 5, 2019

Riñones: silenciosamente vitales

septiembre 10, 2019